Frio

El llanto sin lágrimas

Tristeza sin consolación

Auxilio sin ayuda

Frio, helado, gélido

Dolor de una traición

Corazón roto

Herida abierta

Haces, trabajas, sirves

Realidad truncada

Cuestión eterna

Dudas infinitas

Interrogante constante

Vivir sin compartir

Compartir para

Luego sufrir

Se comparten:

Cosas, vivencias, historias

Una acción del pasado

Una traición del presente

Una herida  del futuro

Todo es continuo,

Separado, distanciado, aislado

No compartes

Sólo trabajas

Sólo haces

Sólo actúas

No vives

O vives sin sentimientos

Sin ser tú

Ser tu no sirve

Ser tu es vivir una farsa

Ser tu es ser herido

Tu yo verdadero

Disfrazas, ocultas, entierras

Tienes que reinventarte

Una versión de tu

Tu otro yo

Un yo 2.0

Con caparazón

Una melodía sin música

Un baile sin compás

Un cantar sin color

Todo se rompió

No hay rastro de ti

Sólo unos pedazos

Rotos y pequeños

Igual que tu corazón

No sientes nada

Frio.

Visita nocturna

Estaba tranquilamente viendo la televisión, era un sábado por la noche y ese día me quedaría en casa pues hacía mucho frío afuera.

Al principio no hice mucho caso a los ruiditos, no sabía qué podría ser y de donde podría venir, pensé que era cuestión de la película que estaban dando, luego cesó, y más tarde cuando fui a la cocina a beber un vaso de agua, regresaron los ruidos, toc toc, toc toc, sonaba una y otra vez entonces decidí investigar, fui por todas las habitaciones para averiguar qué eran esos ruidos, pero sonaban en diferentes sitios, hasta que…

Ahí enfrente, lo vi, nos miramos perplejos, con esos ojos, mas o menos redondo y con gran plumaje, así que alcé los brazos y se marchó volando, en la oscuridad, adentrándose en el bosque que había enfrente, no muy lejos.